Informe de audífonos para pacientes con hipoacusia

Ano de publicação: 2012

INTRODUCCION:

El presente Informe estructurado ha sido elaborado para ser utilizado en el proceso de evaluación de incorporación de nuevos equipamientos médicos en el ámbito hospitalario público.

OBJETIVOS:

Los objetivos del son: -Simplificar el análisis de la solicitud de incorporación de tecnologías a través de la organización de la información en distintos dominios. -Facilitar la elaboración de los juicios valorativos. -Armonizar la elaboración de las recomendaciones.

PREPARACIÓN:

El mismo debe ser elaborado por el Comité Evaluador para luego remitirse a los Comités provinciales y finalmente, a la DPGTBM. El Comité Evaluador deberá agotar las instancias para lograr una recomendación por consenso. Si se interpretara que la información provista resulta insuficiente, se recurrirá al soporte técnico de la DPGTBM, a fin de realizar las búsquedas de información necesarias a tal fin.

El informe de evaluación considera los siguientes dominios:

-adecuación a los objetivos estratégicos y al plan de salud provincial, -balance entre las ventajas e inconvenientes de adoptar la nueva tecnología, -capacidad del Hospital de asumir la propuesta. Cada uno de los ítems en la sección sobre información general y en cada uno de los dominios mencionados anteriormente debe ser completado.

RECOMENDACIÓN FINAL:

Se recomienda con modificaciones específicas. Explicitación de las modificaciones basadas en el análisis de los puntos realizado en cada dominio. La hipoacusia es un problema de salud prevalente, que afecta las posibilidades de comunicación, educación, inserción en el mercado laboral y relación en sociedad, impactando en la calidad de vida de los pacientes. Los audífonos son una tecnología segura y efectiva para la mayoría de los pacientes con hipoacusia. En Neuquén y Argentina no hay datos sobre la prevalencia de hipoacusicos que requieran ser equipados con audífonos. Si se sabe que en Argentina aproximadamente 3 de cada 1000 nacidos vivos presentaran hipoacusia. Extrapolando datos de otros países se obtienen estimaciones por edad de estos potenciales pacientes que sumándolos superarían en Neuquén los 8000 pacientes a cargo de salud pública que estarían al día de hoy en condiciones de recibir una indicación médica de audífonos. El impacto presupuestario de cubrir a toda esa población sería inicialmente iniciales (en el primer año) de $ 92.036.193 a $ 121.769.465, lo que obliga a establecer prioridades. La legislación vigente, así como las recomendaciones de la OMS apuntan a cubrir completamente a la población pediátrica. Si bien, en esta población actualmente son pocos los casos detectados y para los que se solicitan audífonos, los datos de otros países orientan a que puede existir una importante cantidad de pacientes no diagnosticados y/o que no han logrado acceder a un especialista. El impacto presupuestario de cubrir a toda la población potencial en edad pediátrica y hasta la formación universitaria sería de $ 4.211.620 a $5.790.978. Además de las limitaciones presupuestarias deben ser tenidas en cuenta las capacidades operativas para detectar y dar respuesta a estos pacientes potenciales, ya que actualmente solo se realizan pruebas de selección de audífonos en el hospital de mayor complejidad de la provincia, y podrían ser necesarios más recursos humanos y físicos (equipos de audiometría, etc.). Sería deseable contar con datos concretos sobre la efectividad del programa de screening neonatal de hipoacusia en toda la provincia.

Para los casos en que las autoridades reconozcan la cobertura se recomienda:

-Proveer equipo bilateral para todos los niños. -Cubrir equipos retro-auriculares que resultan adecuados para la mayoría de los casos. -Cubrir las pilas y los moldes, debido a que la falta de éstos puede motivar el no uso del audífono afectando la eficiencia. -Realizar convenios con los proveedores para garantizar la disponibilidad de diversos tipos y modelos al momento de efectuar las pruebas. De esta manera se evitan los monopolios (con precios abusivos) y se brinda al paciente la posibilidad de optar por un equipo que realmente vaya a usar, ya que como se mencionó es fundamental la opinión del usuario respecto a la mejoría de la audición, más allá de las especificaciones técnicas. -Realizar un seguimiento estricto de los pacientes equipados, monitoreando el uso de los equipos, la equidad en la accesibilidad según las zonas geográficas y la eficiencia global del programa.

Mais relacionados