Adyuvancia endocrina extendida en cáncer de mama

Año de publicación: 2018

CONTEXTO CLÍNICO:

El cáncer de mama (CM) es la neoplasia más frecuente y la principal causa de muerte por cáncer entre las mujeres a nivel mundial.1,2 Durante el año 2012 se calcula que se diagnosticaron 1,7 millones nuevos casos y se registraron 521.900 muertes por cáncer de mama. Argentina se encuentra entre los países con mayores tasas de incidencia y mortalidad por tumores malignos de la mama.1,2 Aproximadamente cada año se diagnostican más de 17.000 casos cada año y mueren 5.400 mujeres, lo que corresponde a una tasa de incidencia y mortalidad de 74 y 20,1 por 100.000 habitantes. 2,3 De esta manera constituye la primera causa de mortalidad específica entre las mujeres.3 Aproximadamente el 75% de los casos expresan receptores hormonales de estrógenos o progesterona.

TECNOLOGÍA:

El tamoxifeno es un modulador selectivo de los receptores de estrógeno no esteroideo. Presenta un espectro complejo de efectos antagonistas y agonistas en diferentes tejidos. 10 En pacientes con cáncer de mama, al nivel del tumor el tamoxifeno actúa principalmente como un anti-estrógeno evitando la unión del estrógeno con el receptor. La dosis diaria recomendada es de 1 comprimido de 20 mg una vez al día.

OBJETIVO:

El objetivo del presente informe es evaluar la evidencia disponible acerca de la eficacia, seguridad y aspectos relacionados a las políticas de cobertura del uso de adyuvancia endocrina extendida con tamoxifeno o inhibidores de aromatasa en cáncer de mama.

MÉTODOS:

Se realizó una búsqueda en las principales bases de datos bibliográficas, en buscadores genéricos de internet, y financiadores de salud. Se priorizó la inclusión de revisiones sistemáticas (RS), ensayos clínicos controlados aleatorizados (ECAs), evaluaciones de tecnologías sanitarias (ETS), evaluaciones económicas, guías de práctica clínica (GPC) y políticas de cobertura de diferentes sistemas de salud.

RESULTADOS:

Se incluyeron dos RS con meta-análisis, una evaluación económica, cinco GPC, y 15 informes de políticas de cobertura.

CONCLUSIONES:

Evidencia de alta calidad muestra que en mujeres postmenopáusicas con diagnóstico de cáncer de mama y receptores hormonales positivos que completaron de tres a cinco años de tamoxifeno, el uso de terapia endocrina extendida con inhibidores de aromatasa por cinco años adicionales disminuye el riesgo de cáncer de mama contralateral e incrementa la sobrevida libre de enfermedad. Este beneficio se observa principalmente en aquellas mujeres con ganglios positivos y ambos receptores hormonales (estrógeno y progesterona) positivos al momento del diagnóstico. No se encontró evidencia que sustente el uso de inhibidores de aromatasa desde el inicio por 10 años. Evidencia de alta calidad indica que el uso de tamoxifeno por 10 años en mujeres pre-menopaúsicas está asociado a una disminución leve en el riesgo de muerte por cáncer de mama y a un incremento moderado en la incidencia de cáncer de endometrio y eventos tromboembólicos. Existe consenso en las guías de práctica clínica y recomendaciones de las principales sociedades internacionales en continuar la adyuvancia endocrina con inhibidores de aromatasa más allá de los cinco años de tamoxifeno en todas las mujeres cáncer de mama, principalmente cuando presentaban alto riesgo de recurrencia de manera inicial. Alguna de ellas también sugiere evaluar de manera individual el uso de 10 años de tamoxifeno en mujeres pre-menopaúsicas. No se encontraron estudios de costo-efectividad o de impacto presupuestario en Latinoamérica. Una evaluación económica realizada en Canadá concluye que la adyuvancia extendida es una intervención costo-efectiva. Las políticas de cobertura encontradas cubren la terapia endocrina con tamoxifeno o inhibidores de aromatasa pero no hacen referencia a la duración total del tratamiento.

Más Relacionados