Informe de evaluación científica en la evidencia disponible: lipofuscinosis ceroidea neuronal tipo 2

Publication year: 2018

INTRODUCCIÓN:

La Lipofuscinosis Ceroidea Neuronales (CLNs) es una de las enfermedades neurodegenerativas autosómicas recesivas más comunes en la infancia (1:100.000 nacidos vivos). Actualmente los CLNs se clasifican en 14 tipos según el gen afectado, dentro de los cuales se encuentra Lipofuscinosis Ceroidea Neuronales Tipo 2 (CLN2). La enfermedad CLN2 está relacionada con la deficiencia de la enzima lisosomal tripeptidil peptidasa 1 (TPP1). Se caracteriza por epilepsia, deterioro cognitivo, disfunción motora progresiva y déficit visual, que conduce a un estado vegetativo con muerte prematura(1). La sintomatología y el deterioro de los pacientes es muy rápido y agresivo, desencadenándose finalmente en la muerte en la adolescencia de los pacientes. En este informe se evalúan Cerliponasa alfa como tratamiento en pacientes con CLN2. Esta condición de salud no cuenta con ningún tipo de cobertura financiera en la actualidad. Se considerarán para su evaluación aquellas solicitudes realizadas conforme al Reglamento que establece el proceso destinado a determinar los diagnósticos y tratamientos de alto costo con sistema de protección financiera, según lo establecido en los artículos 7° y 8° de la Ley N° 20.850. Estas solicitudes no son vinculantes para el Ministerio de Salud, debiendo, sin embargo, tomar especialmente en cuenta aquellas solicitudes y opiniones que hayan sido realizadas por sus comisiones técnicas asesoras y por las asociaciones de pacientes incluidas en el Registro de Asociaciones de Pacientes que crea la Ley 20.850. De igual forma, para ser incorporadas en el proceso de evaluación científica de la evidencia, cada intervención debe cumplir con los criterios establecidos en el Artículo 6o del Reglamento mencionado, según lo indicado en el Numeral 9 del presente informe.

TECNOLOGÍAS SANITARIA DE INTERÉS:

El tratamiento evaluado en este informe (Cerliponasa alfa), es una terapia de reemplazo o sustitución enzimático que tiene un uso potencial en pacientes con enfermedad CLN2. Se usa para tratar a pacientes con CLN2, también llamada déficit de tripeptidil-peptidasa 1 (TPP1). Las personas con la enfermedad CLN2 no tienen una enzima llamada TPP1, ó tienen demasiado poca, y eso produce una acumulación de sustancias llamadas materiales de almacenamiento lisosómico. En las personas con la enfermedad CLN2 estos materiales se acumulan en ciertas partes del organismo, sobre todo en el cerebro.

EFICACIA DE LOS TRATAMIENTOS:

Cerliponasa alfa 1a línea: El uso de Cerliponasa alfa no evita la mortalidad. El uso de Cerliponasa alfa disminuye la rápida progresión de la sintomatología en el corto plazo y su evidencia está sujeta a un periodo de 2 años aproximadamente. El uso de Cerliponasa alfa debe considerar el riesgo de efectos adversos y los asociados al implante, que permite la administración intracerebroventricular propiamente tal.

ALTERNATIVAS DISPONIBLES:

Se ha desarrollado un trabajo(10) reciente que entrega alternativas para el manejo de CLN2, dada la ausencia de guías para el manejo de la patología. Los objetivos de manejo y estrategias son consistentes a nivel global por expertos y son una guía que se deriva de los principios de cuidado paliativo pediátrico. Los cuales han sido parte un trabajo de numerosos expertos. Este trabajo apunta a mejorar las condiciones de los pacientes y el tratamiento por medio del uso estandarizado de estrategias1. Las metas evolucionan a medida que progresa la enfermedad CLN2, para lo cual se ha establecido un esquema que va desde el diagnostico hasta el manejo de aspectos sociales y psicológicos o acompañamiento de las familias.

Para el manejo específico de los síntomas de CLN2 como:

Convulsiones, Mioclono2, Espasticidad, Distonía3, Secreciones, Dificultades respiratorias, Mocosidad; se platea entre otros aspectos, el uso específico de diferentes medicamentos que tratan los síntomas y su evolución de práctica clínica asociado a los pacientes. Entre otros, los fármacos antiepilépticos generalmente se usan para tratar el mioclono epiléptico y el no epiléptico, pero, como se señaló anteriormente, se deben seleccionar con precaución y volver a evaluar periódicamente, ya que ciertos agentes pueden exacerbar otros síntomas. La fisioterapia y otras intervenciones como la órtesis de tobillo y el equipo de adaptación (andadores, silla de terapia, almohada lateral, soporte y chalecos para el cuello, etc.), son estrategias adyuvantes que se pueden considerar para ayudar al tratamiento de estos síntomas.

RESULTADOS DE LA BÚSQUEDA DE EVIDENCIA:

No se identificaron revisiones sistemáticas evaluando la cerliponasa alfa para la lipofuscinosis neuronal ceroidea de tipo 2. Se identificó un estudio relevante en la búsqueda adicional (1), pertinente para contestar la pregunta.

CONCLUSIÓN:

Para dar cumplimiento al artículo 28° del Reglamento que establece el proceso destinado a determinar los diagnósticos y tratamientos de alto costo con Sistema de Protección Financiera, según lo establecido en los artículos 7°y 8° de la ley N°20.850, aprobado por el decreto N°13 del Ministerio de Salud, se concluye que el presente informe de evaluación se considera no favorable para Cerliponasa alfa, de acuerdo a lo establecido en el Título III. de las Evaluaciones Favorables de la Norma Técnica N° 0192 de este mismo Ministerio.